¿Cuántos huevos comer a la semana? Los huevos y el colesterol

Quizás alguno recuerde hace años, cuando detectaban que el colesterol lo tenías un poco alto, el médico lo primero que hacía era decirte que, a partir de ese momento, tenías prohibido totalmente el consumo de huevos, limitándolo solo a dos o tres por semana.

En realidad a lo que se refería era que dejases de consumir la yema del huevo, que es la parte que más colesterol tiene, pero claro, eran otros tiempos y encontrar claras de huevo sueltas eran difíciles de encontrar.

Hoy en día eso está superado. Aunque aún hay controversia, son muchos los médicos que recomiendan comer huevos, dentro de una moderación, pero no limitarlos a 3 por semana.

Composición de los huevos

Como sabemos, el huevo consta de clara y de yema.

La clara digamos que es la parte más sana y limpia de la composición total, pero no por ello te dejes engañar y pensar que la yema es perjudicial.

La clara de huevo está compuesta por proteínas y agua. La proteína de la clara de huevo es una de las favoritas de los deportistas y gente que se dedica al mundo de la musculación.

La yema, además de proteínas y agua, contiene lípidos, o lo que es lo mismo, “grasa” que se suponía perjudicial para la gente con colesterol. Ahora bien, se ha demostrado que de los 220 mg de “colesterol” que contiene un huevo grande, es una parte minúscula la que realmente asimila el cuerpo, ya que los mismos fosfolípidos que están presentes en su composición dificultan su absorción por el intestino. Además, los huevos son ricos en ácidos grasos omega 3.

huevos y colesterol

Forma de prepararlos

La forma de cocinar los huevos también tiene mucho que ver en el tema del colesterol.

Por ejemplo, poco daño puede hacerte un huevo duro. En cambio, si ese huevo está frito, el consumo de grasas aumenta significativamente. Si además, al calentar el aceite dejas que llegue a hacer humo, aun será mucho peor pues significará que el aceite está comenzando a quemarse, lo cual es perjudicial para nuestra salud.

Por todo esto, no te pienses que si comes 1 huevo al día tus niveles de colesterol se van a poner altísimos.

Otros factores que ayudan a subir el colesterol y que hay que tener en cuenta

Tampoco debemos fijarnos constantemente en el huevo y ponerlo como si de un demonio se tratase. Hay que cuidar otros aspectos de la alimentación y de, sobre todo, la elaboración de los platos. Por ejemplo:

  • En una ensaladilla rusa lógicamente es mucho peor la mayonesa utilizada que el huevo que pueda llevar.
  • Si comes un huevo frito no pasa nada, pero si lo acompañas de patatas y de un trozo de pan, las calorías y el colesterol se van a multiplicar por 10.
  • Cualquier médico, cuando detecte colesterol en una analítica, aconsejará unas pautas de alimentación, pero ante todo te dirá que comiences a hacer deporte todos los días. El deporte ayuda a bajar el colesterol malo pero, sobre todo, a aumentar el colesterol bueno (HDL).

Por lo tanto, se pueden hacer miles de cosas para bajar el colesterol malo y aumentar el colesterol bueno. No debemos caer en la confusión de que los huevos son malos, ni mucho menos. Antes de limitar tanto su consumo semanal, podemos pensar en otras opciones, como cocinar con menos grasas y moverse a diario.

Con estos consejos, tu colesterol siempre estará en buenos niveles, y tu consumo de huevos podrá ser elevado semanalmente sin que tengas que estar preocupado por ello.

Mi experiencia bajando el colesterol

El año pasado me realicé una analítica de sangre y mi doctora me dijo que tenía el colesterol un poco alto, y que era importante bajarlo si no quería tener riesgo de que aquí a 10 años me diese un infarto (fue una de las causas que me animó a abrir el blog).

A principios de año me puse en serio y comencé con la dieta y el ejercicio. No cuidé para nada el tema del consumo de huevos, de hecho había días que me hacía tortillas con 3 huevos y me quedaba tan pancho.

En la última analítica, no solo había bajado el colesterol malo a niveles normales, sino que el bueno había subido considerablemente.

Así pues, bajo mi punto de vista y experiencia, si tienes alto el colesterol y no quieres empezar a medicarte, deberías pensar seriamente en cuidar lo que comes y a moverte en el gimnasio todos los días, haciendo ejercicio aeróbico, y por supuesto pesas, que son las que realmente van a interesarte.

¿Tienes alguna duda o experiencia que quieras compartir? Cualquier cosa será bienvenida en los comentarios 😀

Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on Facebook0

4 Comments

Deja un comentario

Required fields are marked *.